Meghan Markle
Splash News


Adaptarse a un nuevo país y a una nueva cultura no es fácil, ya lo sabemos, y ahora que se ha anunciado que viene un nuevo bebé real en camino, Meghan Markle va a tener que acostumbrarse a un montón de nuevas reglas y costumbres, propias tanto de la realeza como de los británicos. No es para menos, el hijo o hija del príncipe Harry es el séptimo en la línea del trono y ya sabemos lo complicados que son los protocolos de la monarquía. Aunque el bebé de los duques de Sussex tenga pocas posibilidades de ser rey o reina, hay tradiciones que desde ya los futuros padres tienes que obedecer.

 

 

Más de MamásLatinas: Ellos son los royals que algún día se convertirán en reyes y reinas

Meghan Markle la va a tener un poquito más fácil que Kate Middleton, quien como princesa y esposa del tercero en la línea del trono, el príncipe William, no tuvo chance ni de elegir el ropón que sus bebés han usado en el bautizo. Sin embargo, eso no significa que la duquesa de Sussex se vaya a quitar de encima costumbres que existen desde hace siglos.

Algunas son verdaderamente sorprendentes, como quiénes están en la sala de parto. Eso por no hablar del rollo que es ponerle el nombre y el apellido al niño. Las reglas son bastante enredadas en ese sentido. Aunque la verdad es que la futura mamá se ve tan feliz —incluso más que durante la boda de ensueño que tuvo—, que lo más probable es que no se estrese demasiado. ¡Quién sabe! Mira con todo lo que va a tener que lidiar durante el embarazo y los primeros días de su bebé. 

Meghan Markle no podreá escoger a su propio obstetra. 1

Sea quien sea, debe ser aprobado por el doctor Alan Farthing, quien es el  cirujano-ginecólogo de la reina Isabel II, la abuela del príncipe Harry, y es parte del equipo médico real desde 2008.

Advertisement

No podrá revelar el sexo del bebé. 2

No podrá revelar el sexo del bebé.

iStock

Los futuros papás no pueden decir si esperan un niño o una niña, así que si son de los que quieren saber, van a tener que guardar el secreto muy bien. El sexo del bebé sólo podrán saberlo los papás y la reina, nadie más en la familia y, por supuesto, ningún otro súbdito del reino.

Advertisement

Meghan va a tener que negociar al menos cuatro nombres con el príncipe Harry. 3

La cosa no es fácil. Por ejemplo, el futuro papá, el príncipe Harry, se llama en realidad Henry Charles Albert David. Y entre su hermano mayor y su hijo tienen siete nombres, y no hablemos de los apellidos. El príncipe grande es William Arthur Philip Louis, mientras que su hijo es George Alexander Louis. ¡Osea!

La elección de los nombres en la familia real requiere lecciones de historia, política y protocolo. Esperemos que en el caso del bebé que viene en camino, le puedan poner también mucho corazón.

El bebé no llevará el Markle como segundo apellido. 4

Los miembros de la realeza británica no tienen apellidos formales, pero para cosas legales los hijos del príncipe Carlos, William y Harry podían escoger entre Mountbatten-Windsor o Wales. Ambos hermanos escogieron Wales, que va con el título nobiliario de su papá, quien es el príncipe de Gales (Wales en inglés), aunque el príncipe Carlos es Charles Mountbatten-Windsor.

Los hijos del príncipe William son George, Charlotte y Louis Cambridge, porque sus papás son los duques de Cambridge. Sin embargo, los hijos del príncipe Harry podrán llamarse Mountbatten-Windsor o Sussex, porque el príncipe Harry y Meghan Markle recibieron al casarse el título de duques de Sussex. Eso sí, el apellido de la mamá ni tiene posibilidades de aparecer.

Advertisement

No podrá escoger ni a sus hermanos ni al príncipe William como padrinos. 5

En teoría, eso hará más fácil evitar que alguien se ofenda, en especial porque no pueden ser los hermanos de los papás. ¡Qué alivio! Es difícil imaginar que Meghan Markle quiera que alguno de sus medios hermanos esté cerca de su bebé.

No podrá recibir regalos en el baby shower. 6

No podrá recibir regalos en el baby shower.

iStock

De hecho, no fue sino hasta que Kate Middleton quedó embarazada de su primer bebé que hubo un evento de ese tipo en la familia real británica. Lo cierto es que Meghan Markle y el príncipe Harry no necesitan que nadie les dé una mano con las cositas para el bebé, pero igual será lindo que la futura mamá se reúna con sus amigas para festejar esa nueva vida que está en camino.

Advertisement

Deben presentar al bebé al salir del hospital. 7

Cuando uno tiene un bebé no se siente con demasiadas ganas de pararse frente a miles de fotógrafos, con su recién nacido en brazos. Sin embargo, es algo que tendrá que hacer Meghan Markle, duquesa de Sussex, cuando salga del hospital. Los bebés reales son presentados a la prensa en brazos de la mamá. Es una tradición que Kate Middleton, por ejemplo, ha seguido al pie de la letra con sus tres hijos. De hecho, en el caso del último, baby Louis, esta foto fue tomada apenas siete horas después de que el pequeño naciera.

Si todo está bien, su bebé será recibido por comadronas. 8

Si todo está bien, su bebé será recibido por comadronas.

iStock

La duquesa de Cambridge usó sus dos favoritas. Aun así, hay todo un equipo médico presente y listo para ayudar si se presenta algún problema.

Advertisement

El papá de Meghan Markhle tendrá nuevas razones para quejarse. 9

La primera que se tiene que enterar del nacimiento del bebé, después de los que estén en la sala de parto, obviamente, es la reina.

Meghan no podrá anunciar personalmente el nacimiento de su bebé. 10

Meghan no podrá anunciar personalmente el nacimiento de su bebé.

iStock

El anuncio oficial del nacimiento se hace de forma tanto moderna como tradicional. Lo veremos en las cuentas oficiales de Twitter e Instagram del Palacio de Kensington, pero además el pregonero del pueblo Tony Appleton lo gritará por las calles de Londres. Sin embargo, como Meghan no puede tener redes sociales, ella no podrá hacer el anuncio personalemente. 

Advertisement

Cuando nazca un bebé real habrá cañonazos. 11

Cuando nazca un bebé real habrá cañonazos.

iStock

Son 62 desde la base de la Torre de Londres, como saludo tradicional al nuevo miembro de la familia real, y otros 41, que son disparados desde Hyde park, en las barracas de Wellington, cerca del palacio de Buckingham. Esperemos que donde esté el bebé real recién nacido no se oigan demasiado.

Quiera Meghan Markhle o no, su bebé va a tener nanas. 12

Quiera Meghan Markhle o no, su bebé va a tener nanas.

iStock

Y no es una persona cualquiera que tenga buena mano con los bebés. Las niñeras de los bebés reales son prácticamente la versión en la vida real de Mary Poppins. La nana de los hijos del príncipe William y Kate es la española María Borrallo, quien no solo es una experta en cuidado infantil, sino que además es una maestra del taekowndo y tiene conocimientos de anti-terrorismo.

Advertisement

No tiene la opción de no bautizar a su bebé. 13

La familia real británica tiene por tradición siempre bautizar a los bebés reales en la Iglesia de Inglaterra, a la que Meghan ya se convirtió antes de la boda. Además, en todos los eventos habrá una foto oficial, como esta en la que se marcó el bautizo de Louis Arthur, el tercer hijo de los Duques de Cambridge.

Aunque Meghan Markle y el príncipe Harry parecen vivir un cuento de hadas, sus hijos no serán príncipes. 14

Como el príncipe Harry ahora no está en la línea directa al trono, su bebé no será un príncipe, sino un lord.

Advertisement

De ser niño, su bebé no se podrá llamar John. 15

De ser niño, su bebé no se podrá llamar John.

Splash

Este es un nombre que ni Meghan ni ningún otro miembro de la realeza británica podría elegir para un descendiente varón. Y es que ese fue el nombre de uno de los hijos del Rey George V y de María de Teck. Nacido el 12 de julio de 1905 en Norlfolk, el pequeño John sufrió su primer ataque epiléptico a los 4 añitos de edes y desde ese entonces vivió alejado de la vida pública. En 1919, cuando tenía tan solo 13 años, murió aislado del mundo

No podrá viajar durante su embarazo. 16

Meghan no podrá tener baby moon (o último viaje en pareja antes de que nazca el bebé), como hacen muchas famosas, ni visitar a su familia fuera de Inglaterra. Con esta regla se pretende reducir al máximo los riesgos. Se presupone que un miembro de la familia real que se encuentre en estado debe permanecer al máximo cerca de palacio para poder ser atendido ante cualquier eventualidad.

Advertisement

No podrá presumir su pancita en bikini como hacen otras famosas. 17

No podrá presumir su pancita en bikini como hacen otras famosas.

iStock

Aunque antes de comprometerse con Harry acostumbraba a compartir fotos en bikini en las redes sociales, ahora a Meghan se le tiene prohibido tener cuentas en las redes, por lo que no la vernemos presumiendo su pancita en bikini.