Mujer muere camino al hospital donde iba dar a luz a su primer bebé

Jamás olvidaré cómo mi esposo me llevó al hospital en medio de la noche para que pudiera dar a luz a nuestra primer bebé. Yo estaba nerviosa y emocionada al mismo tiempo. A pesar de que vivíamos lejos del hospital que habíamos elegido en el centro de la ciudad, sabía que llegaríamos con tiempo. Pero eso no parece haber sido el caso de Megan Riggans, una mujer de 22 años cuyo coche, conducido por su marido, se fue de lado en la carretera y se estrelló contra un árbol el domingo en la madrugada.

Su trabajo de parto había comenzado y la recién casada y su esposo Brian se apresuraban camino al UNC Chapel Hill Hospital para que ella pudiera dar a luz a su primer hijo, un varón. 

Advertisement

Riggans no llevaba puesto el cinturón de seguridad cuando los bomberos llegaron al lugar del accidente y la encontraron inconsciente. La joven mujer fue llevada de urgencia al hospital más cercano, donde los médicos salvaron a su hijo antes de que su madre fuese declarada muerta.

Mi corazón se rompió en mil pedazos cuando me enteré de esta historia por muchas razones. En primer lugar, Riggans tenía tan sólo 22 años y acababa de casarse con Brian, un muchacho de su misma edad, hace a penas cuatro meses. Su sueño de convertirse en madre fue truncado unas horas antes de hacerse realidad. Queda atrás un niño huérfano de madre y un padre viudo.

¿Quieres encontrar a otras mamás como tú? ¡Sigue a MamásLatinas en Facebook!

Espero que el joven padre encuentre la fuerza que va a necesitar para cuidar de su hijo recién nacido, cuya condición de salud no se ha dado a conocer. Su suegra, quien estaba en el hospital esperando el inminente nacimiento de su nieto cuando se enteró de que su hija había muerto en el accidente de coche, cree que él "no está preparado para todo esto". ¡Pobrecito!

¿Crees que este joven padre primerizo será capaz de hacer frente a esta tragedia? Comparte tus opiniones con nosotros dejándonos un comentario.

Imagen vía Facebook

Topics: acerca del embarazo  embarazada  primer embarazo  tragedia