Sé que este artículo puede parecer un poco mórbido, pero "lastimar a tus hijos accidentalmente " ha sido un gran tema de conversación entre muchas mamás esta semana. Este tema fue activado por la historia del padre que "accidentalmente" dejó su  hijo de 22 meses en su auto durante horas. Lamentablemente, ahora se cree que él y su esposa podrían haberlo hecho a propósito. ¡No puedo creer que hay  padres que  hagan esto con sus propios hijos!

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: 15 preguntas que una mamá de un niño con necesidades especiales DEBE hacer

Muchas  de nosotras hemos lastimado a nuestros hijos sin querer. Un rasguño inofensivo; perderlos de vista mientras compramos; que se te caigan o permitir que se caigan; provocar alguna quemadura. Todas tenemos algún ejemplo. Tómate un tiempo y lee algunas de las historias que han publicado algunas de nuestras mamás latinas!

Los ejemplos más comunes proporcionados por nuestras miembros fueron:

  • Se les han caído o ellas han provocado una caída
  • Los han quemado (mientras los bañan o con té caliente)
  • Los han rasguñado sin querer

El ejemplo que más fue mencionado fue perder de vista a sus hijos por minutos que parecen una eternidad. Algunas manifestaron que esto sucede más a menudo ahora pues muchas mamás se distraen con sus teléfonos inteligentes. Sin embargo, la mayoría de las madres que han participado en esta conversación dicen que ellas no pueden comprender cómo se puede  "olvidar" a un bebé en el auto o en cualquier lugar por más de unos minutos.

Todas nos sentimos muy mal cuando ocurre un accidente, incluso cuando ha habido poca o ninguna consecuencia. No me puedo imaginar el dolor que experimenta un padre cuyo hijo se ha ahogado accidentalmente, uno que se haya envenenado o que haya recibido un disparo.  

Después de haber investigado sobre el tema, he descubierto que los accidentes son la principal causa de muerte entre niños y adolescentes. La mayoría de los accidentes ocurren ¡en nuestras propias casas! Las principales causas de muerte accidental en los niños son: ahogo, fuego, caídas y envenenamiento. Y entre los jóvenes de 18-24, las principales causas son: accidentes automovilísticos, homicidios y suicidios. ¡Así que  incluso como madre de adolescentes la preocupación no se acaba!

Imagen vía Thinkstock

Topics: como ser padres  crianza