Para que tus hijos sean exitosos, deja que escojan su propio castigo

¿Estás cansada de estar rogando  a tus hijos para que hagas sus tareas, recojan el reguero de su dormitorio o simplemente te obedezcan? O peor aún, ¿estás cansada de ponerlos en penitencia?

Según Bruce Feiler, autor del libro "The Secrets of Happy Families", no hay nada como dejar que los niños se hagan responsables de sus actos, incluso a la hora de la disciplina.

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: ¡Excelente lo que hizo el "mejor papá del mundo" para enseñarle a su hija a vestirse bien!

El escritor asegura que a él le ha funcionado mantener una reunión familiar con sus dos hijas una vez a la semana, donde junto a su esposa les formula estas tres preguntas :  1. ¿Qué  les funcionó mejor esta semana? 2. ¿Qué es lo que no les funcionó? Y ¿en qué estarán trabajando para la próxima semana?

"Por ejemplo", asegura el autor, "si una semana se está trabajando en 'no exagerar',  los niños tendrán que esforzarse en no gritar, no llorar ni armar pataletas. Y, si lo hacen, en la reunión familiar ellos mismos evaluarán si progresaron en ese punto, o si deben seguir trabajando en él. Además deberán escoger el castigo que les corresponde si incurrieron en una mala conducta."

"Las investigaciones demuestran que los niños que establecen sus propias metas", dice Feiler, "y escogen sus propios castigos, se capacitan mejor para tomar el control de sus propias vidas."

Bajo este método los niños también seleccionan sus recompensas, las cuales fijarán de antemano con todos los miembros de la casa. Deben ser cosas sencillas, nada glamoroso, cosas como ir a comer a su restaurante favorito, un "pijama party" o unos minutos más de televisión. La idea es tener al alcance incentivos que le hagan ver y sentir que también la buena conducta tiene  buenos resultados.

"Si uno mantiene el control de la disciplina", dice el autor, "los niños no se hacen responsables de sus actos". Mientras que si escogen ellos mismos sus recompensas y castigos, se hacen más partícipes de sus propias vidas y eso, a la larga, es una lección que los acompañará por siempre.

Imagen vía Thinkstock

Topics: casa con niños  como ser padres  consejo