Una madre dejó sus tres hijos en la cajuela del auto hasta ¡con el perro!

¡Es el colmo! En verdad, no se puede ser más inconsciente que esta madre ¿A quién se le ocurriría dejar a sus hijos encerrados en la cajuela del coche y encima con el perro? Sólo a alguien que no está mentalmente sano. Lo digo por el caso de Anna Boyle, una mamá de 28 años de Washington, que se encuentra tras las rejas, después de que el domingo por la mañana, unos oficiales le ordenaran parar el vehículo en el que circulaba, para una revisión de tráfico rutinaria, como dice un informe del Daily News.

Lee también en ¿Qué Más?: Una desvergonzada madre dejó a sus hijitos solos en casa para tener sexo (VÍDEO)

Advertisement

Lo que jamás sospecharon, es que en aquel automóvil Nissan Sentra 2007, encontrarían algo más que una conductora que manejaba a exceso de velocidad. Y es que, al inspeccionar el vehículo, los oficiales hallaron evidencia de metanfetamina, rastros de heroína, diversos tipos de pastillas con prescripción, así como objetos que se utilizan para el consumo de drogas.

Pero sin duda, uno de los hallazgos más indignantes, fue el de su hija de 8 años y sus dos hijos de 7 y 5 años, quienes se encontraban, con un perro pequeño, encerrados en la cajuela del automóvil. Lo peor de todo, es que ni la mamá ni su prometido, Aaron Johnson, quien iba en el asiento del pasajero, abrieron la boca para decir que los niños se encontraban ahí, sino que fueron los policías, quienes descubrieron esta crueldad, tras escuchar ruidos en la parte trasera del vehículo.

Según este reporte, los menores no habían comido nada desde la noche anterior, por lo que los oficiales, se hicieron cargo de alimentarlos, antes de dejarlos a cargo del Servicio de Protección de Menores, pues la madre y el prometido, fueron arrestados bajo los cargos de posesión de drogas. Y aunque, aún no se levantan cargos por el terrible descuido de estos niños, la pareja ya se justificó diciendo que los menores se arrastraron hasta la cajuela, por un orificio en el asiento trasero, aunque las fotos del automóvil, reveladas por la policía, demuestran que no pudo haber sido posible.

En fin, menos mal que los niños ya se encuentran bajo el cuidado de otra persona, pues aunque es triste que los hayan alejado de su mamá; está claro que Anna Boyle, no está en condiciones de cuidar a nadie. Sin duda, lo ideal sería que esta señora entrara a rehabilitación para que dejara las drogas y después se hiciera cargo de sus hijos, pues al final de cuentas, a ningún niño se le desea, que crezca desamparado.


Imágenes vía Whashington State Police

Topics: mamas irresponsables  mamas drogas  niños maltratados