¡Qué horror! ¿Me pregunto si aquellas mujeres que se han operado repetidamente para romper el récord de los senos más grandes, no tendrán una amiga de confianza, que les haga ver que traer dos globos gigantescos en el pecho realmente se ve mal? Es que de otra manera, no me explico cómo es que mujeres como Sabrina Sabrok, presentadora argentina, quien posee uno de los pechos más grandes del mundo, o la modelo estadounidense, Wildd Lacey, quien se quiere volver a operar; insisten en querer seguir aumentando la talla de su busto, sin tomar en cuenta su salud.

Lo digo, porque en días recientes trascendió que la modelo, Wildd Lacey, que actualmente es talla L de sujetador --después de someterse a 12 cirugías-- quiere volver a operarse para ser una talla triple M ¿lo puedes creer!? Pero quizás, lo que me resulta aún más absurdo, es que esta mujer utilice a sus hijos, para justificar su adicción a las cirugías estéticas, pues ahora resulta, que dice que se quiere operar para asegurar el futuro económico de sus 6 hijos, ya que quiere que tengan un estilo de vida mejor del que ella vivió, como cuenta en una entrevista concedida al Dr. Drew de HLN.

"Yo soy una madre muy buena y espero que todo el mundo pueda ver que me aseguro de que mi salud es lo primero, porque ¿sabes qué? Mis hijos son lo primero", es lo que dice esta mujer durante su intervención en dicho programa.

Y la verdad es que para mí, lo que dice ¡no tiene sentido! Para empezar ¿qué tiene que ver el ser una buena madre con querer tener los pechos más grandes? Y en segundo lugar, ¿cómo es que Lacey puede asegurar que sus hijos son primero y que por eso cuida de su salud, cuando está haciendo todo lo contrario? En serio, creo que a esta mujer le falta un poco más de perspectiva, porque si fuera un poco más racional, sabría que su obsesión por las cirugías, tarde o temprano, afectarán su salud. Y quienes pagarán las consecuencias, lamentablemente, serán sus hijos.

En fin, sólo espero que alguien haga recapacitar a esta mujer y la convenza de que hay mejores maneras de asegurar el futuro económico de los hijos. Quizás si alguien le explicara que trabajando como una persona normal, también puede ayudar a sus hijos, no seguiría exponiéndose tanto. Aunque, no sé por qué, tengo el presentimiento de que aun así,  buscaría otro pretexto para justificar su extraña adicción.

¿Qué opinas de esta mujer?

¿Quieres encontrar a otras mamás como tú? ¡Sigue a MamásLatinas en Facebook!

Imagen vía CNN

About the author

Sandra Ortiz Juarez graduated with a Bachelors of Arts in Communications from the University of the Americas Puebla (UDLAP) in Mexico. Sandra received her Masters in Broadcast Journalism from the Escuela Superior de Imagen y Sonido (CES) in Madrid, Spain. She has collaborated with various media outlets including TV AZTECA (Mexico), Libertad Digital Television (Madrid, Spain), AOL Latino (New York) and she is now working with Mamás Latinas in their New York office.

Read More
LIKE WHAT YOU JUST READ?
Click LIKE below to find other posts like this one!
Keep Reading

regal...

Creo que el tamaño de nada en tu cuerpo te hace mejor madre ,pero ellas estan mal de la cabeza por que no se ven bien , yo con eso  no pudiera ni caminar que horror.........

1-1 of 1
To leave a comment on this story, please log in with:
  • Facebook
  • MamásLatinas
  • Comment as a Guest
you are logged in as (logout)
Submitting comment, please wait...