Banderas se pone las botas contra la explotación infantil

Antonio Banderas, con todo su talento, su fama y su amor de padre, se ha sumado a los esfuerzos contra la explotación infantil, a través de su relación con la cadena de hoteles española Iberostar.

El primer paso en su esfuerzo es tan dulce, como espero que sea poderoso. Banderas nos presentó una publicación llamada Libro de sueños, que cuenta la historia de tres chicos que quieren crecer para cumplir con sus aspiraciones, pero mientras llega ese momento quieren aprovechar su infancia.

Advertisement

El libro, de 16 páginas, será traducido inicialmente al inglés, español y alemán y formará parte de la oferta de lectura que los huéspedes encuentran en sus habitaciones. Busca sutilmente recordarles que todos los niños tienen derecho a una infancia feliz y segura.

“Se trata de un gesto aparentemente simple, no podemos dejarles en la habitación un libro sobre la explotación de menores, cuando uno lo que quiere en esos momentos de descanso es olvidarse de los problema. Lo que queremos es crear conciencia”, dijo el actor, cuya hija menor inicia la adolescencia, a la agencia EFE.

Banderas no es el primer famoso latino que se acerca al difícil tema de la explotación infantil. Shakira y Ricky Martin, entre otros, son activos defensores de los derechos de los pequeños. Yo reconozco que todos los temas que afectan a los niños me ponen nerviosa y desde que tengo hijos prefiero ni enterarme, pero reconozco que hago mal.

Según Unicef, la parte de las Naciones Unidas que se encarga de la infancia, unos 346 millones de niños y niñas son víctimas de explotación en el mundo, y al menos un 75% están en situación de peligro.

En el libro, cuya autora es la española Begoña Oro, está incluida una carta de Banderas en la que explica que la publicación busca celebrar la infancia, “porque si hay un tiempo para ser felices para chapotear  y salpicarse de vida es justo la niñez”, nos recuerda. Estoy de acuerdo, es un derecho irrenunciable de TODOS LOS NIÑOS.

Imagen vía Getty Images