Hace muy poco pasamos un gran susto. Mi esposo viaja frecuentemente debido a su trabajo y una tarde recibió una llamada de su compañía de tarjetas de crédito preguntando por unos cargos hechos a su tarjeta desde otro estado. ¡Qué susto! Por suerte, ellos pudieron verificar la localización de mi esposo que era muy diferente a la del impostor y rápidamente ayudaron a mi esposo a cambiar de tarjeta de crédito.

Nosotros somos muy cuidadosos - ya sabes- tenemos una trituradora de papeles donde molemos toda la correspondencia. Sólo usamos nuestras propias computadoras al hacer pagos electrónicos, usar la banca móvil y siempre estamos al pendiente de nuestros balances y guardamos nuestros recibos. Ahora con este susto vamos a comenzar a tomar las siguientes precauciones para que por lo menos de nuestra parte esto no suceda nuevamente:

1. No daremos información bancaria por teléfono a menos de que seamos nosotros los que llamamos a la compañía.

2. No llevaremos tarjetas de crédito o débito de más en nuestras billeteras. Ésta además de ayudarnos a minimizar nuestro riesgo nos ayudará a gastar menos. 

3. Al pedir nuevas chequeras, vamos a solicitar que nos lleguen los cheques al banco. Así no correremos riesgos de que alguien se los robe del buzón.

Imagen vía Clint M Chilcott/flickr

About the author

Yoly is the innovative force behind Cuponeando.net. Born and raised in PR, she is determined to help Latina moms save money by offering tips, scenarios and tricks in Spanish. 

Read More
Filed Under: consejo, crédito, finanza
LIKE WHAT YOU JUST READ?
Click LIKE below to find other posts like this one!
Keep Reading

To leave a comment on this story, please log in with:
  • Facebook
  • MamásLatinas
  • Comment as a Guest
you are logged in as (logout)
Submitting comment, please wait...