El horrible testimonio de una pareja latina que sobrevivió a la masacre en Texas (VIDEO)

Supervivientes de la masacre de Texas
Getty

Joaquín Ramírez
y Rosana Solís son un matrimonio mexicano que sobrevivió a la matanza del 5 de noviembre en Sutherland Springs, en el condado de Texas, contaron a medios hispanos todos los detalles de tan fatídico día en un testimonio que te desgarrará el corazón. Ella recibió un balazo en el hombro y él en la pierna, pero tuverion la suerte de vivir para contarlo.

Advertisement

Más de MamásLatinas: Los famosos latinos muestran su solidaridad e indignación por la masacre en Orlando

Un 20% de la población de Sutherland Springs es latina y, como era de esperar, en la brutal masacre que afectó a esta población de Texas de apenas 400 habitantes, hubo víctimas de la comunidad.

Entre los fallecidos, según CNN hubo una pareja muy activa en la First Baptist Church que fue escenario de la tragedia, cuyos nombres son Richard y Theresa Rodríguez. Que en paz descansen.

latinos fallecidos en texas
CNN

Pero entre los heridos también se encontraban dos mexicanos que ahora compartieron su impactante relato de lo sucedido. Joaquín Ramírez, de 50 años, y su esposa Rosana Solís, de 57, decidieron ir a última hora a la iglesia y, una vez allí, presenciaron una escena dantesca de la que consiguierno sobrevivir refugiándose en el banco de la iglesia.

Ella se hizo la muerta y él se escapó gateando mientras el asesino, identificado como un perturbado, David P. Kelley, acribillaba a los guitarristas y a quien estaba en ese momento llevando a cabo las lecturas.

Según Joaquín, las balas empezaron a venir por el techo, hasta que el asesino entró gritando "van a morir todos", explicó Rosana, en declaraciones a Univision que hicieron llorar en directo a Satcha Pretto.

"Lloraban los niños y a mí me daba lástima, porque a los niños los mataba más pronto. Tenía odio a los niños cuando gritaban, los acribillaba como a un animal", explicó.

Aquí tienes también el video de la entrevista que les hizo a ambos el periódico español El País.

En esos momento, tampoco perdieron la fe. "Dios mío, líbranos, porque yo no quiero morir", dice Joaquín que clamó para sus adentros, y finalmente pudo salir de la iglesia sin ser descubierto y llamar al 911.

Francamente, la respuesta a por qué siguen pasando estas cosas es tremendamente compleja y volvemos a estar de luto por una tragedia que empieza a ser tristemente recurrente en los Estados Unidos.

Qué dolor por tantas pérdidas a manos armadas. Ya es hora de ponerle un #altoalaviolencia . . . #masacre #texas #altoalaviolencia #pareaviolencia

Una publicación compartida de MamásLatinas (@mamaslatinas) el

Te dejamos con el mensaje que Joaquín quiso mandar a las cámaras de Univision antes de dar por terminada la entrevista: "Todos los días quieran mucho a sus hijos, los abracen porque no sabemos qué día vamos a morir o si regresamos o no regresamos", dijo.

Topics: violencia  texas  terrorismo  masacre de newtown  muerte  muerte súbita  muerte injusta  muerte trágica  asesinato