A todas nos ha pasado, a veces hay días muy buenos y otras muy grises. Las emociones son así y la tristeza en particular dura mucho más que las demás. No podemos evitar los sucesos dolorosos pero cuando nos estacionamos ahí, corremos riesgo de que la tristeza tome control de nuestra vida. Para que fluya y se vaya necesitas seguir estos consejitos para amortiguarla.

Lee más en ¿Qué más?: 8 señales de que tus emociones te están desequilibrando y necesitas ayuda

Imagen vía Corbis

Reconoce que estás triste 1

Reconoce que estás triste

Imagen vía Corbis

Muchas de mis pacientes llegan al consultorio con el argumento de que están enojadas, fastidiadas y hay quienes me dicen estar hartas. Parece que vienen enojadas pero la sorpresa que se llevan al explorar la emoción, es que en realidad están muy tristes y les cuesta trabajo reconocerlo.

Advertisement

Llora y aprende a lidiar con la tristeza 2

Llora y aprende a lidiar con la tristeza

Imagen vía Corbis

No te asustes, estar triste es algo muy natural y si la reprimes, buscará formas de salir a través de alguna enfermedad como la gripa por ejemplo. Te sugiero que te des la oportunidad de llorar sin sentirte débil. Permítete la ayuda de afuera o pídela si es necesario.

Advertisement

Busca una amiga que te de calidez 3

Busca una amiga que te de calidez

Imagen vía Corbis

Son momentos en los que más que ser escuchada necesitas sentir el contacto protector y te aseguro que el afecto físico es maravilloso. Pídele un abrazo a una amiga querida y hazte taquito, envuélvete en una sábana y siente los latidos de su corazón. Esto te tranquilizará, estoy segura.

Ocúpate de lo que te entristece 4

Ocúpate de lo que te entristece

Imagen vía Corbis

Definitivamente es una emoción que te puede llevar al pesimismo si es que lo permites. Cuando no ves salida ni solución estás cerrando tu mente y te impides encontrar una ventanita de luz. No frenes tu creatividad y enfócate en resolver lo que sí está en tus manos.

Advertisement

Ejercítate al aire libre 5

 Ejercítate al aire libre

Imagen vía Thinkstock

Caminar, correr o andar en bicicleta te ayuda a despejar tus ideas, a relajarte. El ejercicio te ayuda a enfocarte en una meta dejando de lado la tristeza, además de que el aire fresco te da una sensación de renovación no sólo física sino también emocional.

Advertisement

Escribe lo que sientes y deja ir el papel en un río 6

Escribe lo que sientes y deja ir el papel en un río

Imagen vía Corbis

Es un excelente ejercicio de descarga que te ayuda a poner simbólicamente fuera de ti todo aquello que te está intoxicando de la tristeza. Te sugiero que cuando termines de hacerlo lo leas en voz alta y después tires ese papel a un río o al excusado.

Advertisement

Toma un baño caliente 7

Toma un baño caliente

Imagen vía Corbis

El calor físico tiene un efecto reconfortante, el agua caliente te da una especie de masaje que relaja tus músculos, y te proporciona un descanso que limpiará tu mente y purificará tus emociones. Te sugiero que al caer el agua imagines como todas las impurezas mentales se van limpiando.

Meditación 8

Meditación

Imagen vía Corbis

Está comprobado que la meditación alivia cualquier síntoma de depresión o ansiedad y la respiración controlada te ayuda a concentrar tu mente en el presente, de esta manera tomas el control de lo que quieres sentir provocándolo tú misma.