Hace mucho tiempo, una gran amiga me dio un consejo y me dijo: No dudes que puedes tener lo que quieres, porque si sabes lo que realmente quieres, te aseguro que lo tendrás. Inmediatamente me platicó su anécdota en una rifa de un oso de peluche gigante, me dijo haber visto al oso a los ojos pensando: "eres mío" y concluyó diciéndome: fue fácil, sólo lo sentí, lo imaginé y lo gané. Aquí te paso sus diez secretos para hacer tus deseos realidad.

Lee más en: ¿Qué más? : 12 frases mágicas de nuestra voz interior

Imagen vía Corbis

Sé exacta en lo que deseas 1

Sé exacta en lo que deseas

Imagen vía Corbis

Ve con detalle y atención aquello que tanto deseas, esto implica que involucres todos tus sentidos: siéntelo, huélelo y pálpalo. Es el primer acercamiento real que tienes con aquello que tanto anhelas y tus sensaciones juegan un papel importante.

Advertisement

Cuidado con los deseos ambiguos 2

Cuidado con los deseos ambiguos

Imagen vía Corbis

Se muy particular y no generalices, deseos como: ganarme la lotería, tener una casa grande, tener un buen trabajo, una familia feliz, no focalizan a detalle lo que tú realmente necesitas. Es importante que te preguntes: Para mí ¿Qué es un buen trabajo, cómo es una casa grande, como es mi familia perfecta?.

Advertisement

Siente que es tuyo 3

Siente que es tuyo

Imagen vía Corbis

Parece fácil, aunque tienes que lidiar con las creencias que te hagan sentir poco merecedora. Identifica si te sientes con el derecho de tener lo que quieres porque pensamientos como: “creo que estoy pidiendo demasiado” te pueden estorbar en tu meta.

Disfrútalo 4

Disfrútalo

Imagen vía Corbis

Vive la experiencia de tu deseo realizado, imagínate disfrutando ese viaje que tanto anhelas, sonriendo sin límites en ese coche que tanto requieres, viviendo la tranquilidad que tanto quisieras, sintiéndote saludable, fuerte y capaz.

Advertisement

Agradece como algo obtenido 5

Agradece como algo obtenido

Imágen corbis

“Gracias por la salud que tengo, gracias por la deuda cubierta, gracias por el premio ganado”. Para obtener es importante que borres de tu cabeza la idea de pedir o implorar que eso llegue a ti. Lo mejor es darlo por hecho y agradecerlo. La reciprocidad es la base de toda abundancia.

Advertisement

Deja de quejarte 6

Deja de quejarte

Imagen vía Corbis

Si sólo ves el lado negro y no quieres ver el lado claro de la situación, es posible que en el fondo no estés preparada para recibir cambios importantes en tu vida. Tus deseos dependen mucho de la actitud que tienes durante el día así que evita la queja.

Advertisement

Prográmate para el éxito 7

Prográmate para el éxito

Imagen vía Corbis

Prepara a tu mente para recibirlo, si dudas un poquito del derecho que tienes al éxito por no confiar en ti o dudar de tus capacidades, te sugiero que todos  los días recuerdes una situación en tu vida donde lograste lo que te proponías y atraigas esas sensaciones y emociones al presente y las ancles durante todo tu día. 

Piensa en positivo 8

Piensa en positivo

Imagen vía Corbis

Si buscas lograr algo en tu vida, por favor evita hacerlo con base a tus miedos, no es lo mismo pensar en un deseo donde enfocas un pensamiento de “no quiero estar enferma “a un pensamiento de “quiero estar totalmente sana”.