En un taller apliqué este interesante ejercicio: Cierra tus ojos, imagina que acabas de naufragar en una isla desierta, ábrelos y ahora elije ¿cuál es el primer pensamiento que vino a tu mente? Entre diez opciones, la mayoría subrayó la frase: "esto no me puede estar pasando". Aceptar la realidad es todo un arte, aquí te paso 10 consejos para manejar la frustración y vivir feliz.

Lee más en ¿Qué más?: 10 desventajas de hacerte la fuerte y creer que puedes sola

Imagen vía Corbis

Reconoce lo que sientes 1

Reconoce lo que sientes

Imagen vía Corbis

Revisa internamente e identifica lo que sientes ante esa imposibilidad de alcanzar tu objetivo. Ponle nombre a lo que experimentas -llámese tristeza, cólera o rabia- Vive tu malestar, no es tan insoportable como piensas.

Advertisement

Descarga tu emoción 2

Descarga tu emoción

Imagen vía Corbis

Libérate con ejercicios de descarga emocional, puedes salir a correr o a caminar, gritar muy fuerte en tu auto, o llorar sin parar si así lo necesitas. Es necesario drenar tu emoción así que déjala salir de formas sanas.

Advertisement

Recupera tu equilibrio 3

Recupera tu equilibrio

Imagen vía Corbis

Permite que tu cuerpo y tus pensamientos logren regularse a su ritmo, el tiempo que te tome depende de tu temperamento. Haz uso de la respiración controlada y del ejercicio para lograrlo.

Obsérvate desde las butacas 4

Obsérvate desde las butacas

Imagen vía Corbis

Observa la película de tu situación como en una pantalla de cine. Pregúntate cuáles son las siguientes opciones de solución en las que puedes moverte para lograr tu meta y anótalas en una lista. Tacha las que sí están en tus manos y deja en blanco las que no.

Advertisement

Usa a tu favor lo que no está en tus manos 5

Usa a tu favor lo que no está en tus manos

Imagen vía Corbis

Toma tu lista y observa las opciones que no dependen de ti, ahora imagínate en cada situación a ese alguien diciendo “no” y construye una voz firme en tu interior que te diga con convicción: “entiendo que el mundo no gira en torno a mis deseos”.

Pequeñas vivencias de frustración 6

Pequeñas vivencias de frustración

Imagen vía Corbis

Ponte a prueba y entrénate en situaciones cotidianas como la larga fila del súper, el tráfico para llegar a casa o ese lugar donde esperas horas para realizar un trámite. Respira profundo y fluye con la realidad aceptándola.

Advertisement

Convierte el momento desagradable en agradable 7

Convierte el momento desagradable en agradable

Imagen vía Corbis

¡Eso sí está en tus manos! Estando en el tráfico puedes poner tu música favorita y en las largas filas puedes conversar con la persona que esté delante o detrás de tuyo, puedes hacer una llamada pendiente, puedes aprovechar ese tiempo de mil maneras.

Entrénate con las críticas que no aceptas 8

Entrénate con las críticas que no aceptas

Imagen vía Corbis

Hay un dicho popular que dice: “No soy monedita de oro para caerle bien a todos”. Si alguien no está de acuerdo contigo y normalmente buscas convencerlo de tu punto, te sugiero que esta vez hagas lo contrario, no convenzas, escucha y haz uso de tu vocecita interior para tolerar la crítica.

Advertisement

Un camino mejor después de un “no” 9

Un camino mejor después de un “no”

Imagen vía Corbis

Recuerda las ocasiones en que un "no" fue un "sí" a otras oportunidades y no es que el cosmos decida por ti, sin embargo, a veces nublamos el bosque por enfocarnos en el árbol y cuando el árbol desaparece aparece toda una gama de posibilidades que antes habían sido invisibles.

¿Qué consejo le darías a alguien más? 10

¿Qué consejo le darías a alguien más?

Imagen vía Corbis

Piensa en lo que le dirías a un amigo o a tus hijos si estuvieran en una situación similar donde la unica salida es que aceptes. Después, formula esos mismos consejos para decírtelos a ti misma cuando los necesites.