Esta madre le dio un gran ejemplo a su hija, tal como habríamos hecho tú y yo

Darlene Curley y su hija de 13 años daban un último paseo por la playa de Daytona Beach, Florida, antes de terminar sus vacaciones y regresar a casa, cuando vieron un bolso flotando en la orilla. Al abrirlo se quedaron de piedra: había un sobre de banco repleto de dinero.

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?Abuelita de 86 años muere al día siguiente de correr el maratón de Nueva York

Eran las 7 de la mañana del domingo, cuando Darlene Curley y su hija abrieron el bonito bolso rojo que acababan de encontrar bamboleándose en la orilla de la playa. Para su sorpresa, al lado de una toalla y un par de zapatos, había un gran fajo de billetes.

Entre quedarse con el dinero (y también con el bolso, un modelo rojo marca Coach, de 400 dólares) y llevarlo a la policía, Darlene optó por esto último. Dice que su mayor preocupación era que la dueña se hubiera ahogado en el mar, porque de otra manera no se entiende cómo es que alguien ha podido dejar una cartera con semejante suma por allí tirada.

Cuando los policías contaron el dinero, resultó que allí había $13,087.88. Exactamente la misma cantidad que había reportado una mujer desde Harwood, Maryland.

La coincidencia entre la suma solicitada y la que apareció en el bolso demostró que Darlene devolvió el dinero sin haberlo tocado. No faltaba ni un centavo. La dueña manifestó su deseo de conocer a Darlene para darle las gracias personalmente. Después de aclarar todo con la policía, Darlene y su familia volvieron a su automóvil para regresar a casa en Etowah, Tennessee.

Ahora Darlene ha regresado a su vida de siempre. Terminaron las vacaciones en el hotel Super 8, en la  700 N. Atlantic Ave, en Florida, y no tiene en su cuenta ese dinero que estaba meciéndose en la playa y que ha podido ser suyo. Pero está siendo aclamada como una buena samaritana.

Alguien ha dicho que de seguro tendrá muy buen karma por haber realizado tan buena acción. Y cuando le preguntan si libró una lucha mental entre el deseo de quedarse con la plata y el deber de devolverla, ella dice que jamás se cuestionó la decisión. "Solo queríamos asegurarnos de que el dinero volviera a sus dueños, porque, ya sabes, quizá eso era todo lo que ellos tenían", dijo.

Hasta el momento se desconoce la identidad de la propietaria del bolso, del dinero, de la toalla y los zapatos. También se ignora qué estaba haciendo ella o dónde tenía la cabeza para haber perdido su cartera en el mar. Queremos saber, asimismo, si sacará unos billeticos del montón para dárselos a Darlene.

Imagen vía WESH/NBC

Topics: amor verdadero  ángel  buenas noticias  casos insólitos