¡Los superhéroes sí existen!

Mientras que en Nueva York empujan a un hombre a los rieles del metro y nadie hace absolutamente nada para ayudarlo, en Colorado al menos 10 personas se desviven por salvarle la vida a una madre y su bebé después de que fueron atropelladas. Kipinga Muanza Kalala estaba cruzando la calle con su bebita Angela y sus mellizos de 4 años, cuando un carro los atropelló. Kalala y la bebé quedaron atrapadas debajo del carro, pero afortunadamente varias personas se acercaron a la escena del accidente y entre todos levantaron el carro en peso y libraron a Kalala y su bebita. A los mellizos, por suerte, no les pasó nada.

Aunque Kalala y su hijita siguen hospitalizadas, se van a recuperar y todo gracias a los buenos samaritanos que no dudar en brindar su ayuda.

Advertisement

Entre los que ayudaron a Kalala estaban el conductor del carro que los atropelló, un policía, otro fuera de servicio, un hombre con su hijastra adolescente y otra persona anónima. Todos ellos trabajaron en conjunto para levantar el carro en peso y rescatar a las víctimas de este terrible accidente.

Cabe mencionar que Kalala estaba cruzando la calle por donde no debía y que el conductor del carro no estaba yendo más rápido de lo permitido.

Historias como estas me recuerdan que todavía existen muchos seres humanos buenos y que aunque a veces pasan cosas como las del metro en Nueva York muchas veces más pasan cosas lindas como las del accidente en Colorado.

Imagen vía KMGH

Topics: ayuda  inspiracion  accidente