drawing of woman with hair dryerMuy pocas herramientas del hogar son tan versátiles como los secadores de cabello. No me refiero a todos los accesorios que vienen con el secador para crear diferentes looks y peinados sino al uso de la herramienta en otras cosas del hogar. Así como lo oyes, la secadora para el cabello es muy eficiente en la cocina, el clóset, el baño y hata los electrónicos. Mira la galería porque te vas a sorprender de los otros usos del secador. Te prometo que después de ver la galería vas a ir a comprar todos los secadores que encuentres en promoción.

Lee más en ¿Qué más?: 10 Usos sorprendentes de los moldes de hacer galletas para el hogar

Imagen vía Corbis

Reparar tus electrónicos favoritos 1

Reparar tus electrónicos favoritos

Imagen vía Corbis

Fuiste al baño y se te cayó el celular o se te mojo el computador. Si actúas rápido y lo secas lo más probable es que vuelva a funcionar. Prende la secadora en alto y seca electrónico por varios minutos.

Advertisement

Amoldar gafas 2

Amoldar gafas

Imagen vía Corbis

Compraste unas gafas baratas pero te quedan grandes. Tranquila, calienta las patas con la secadora hasta que el plástico este moldeable, ponlas sobre la cabeza para que tomen tu forma.

Advertisement

Sacar las manchas 3

Sacar las manchas

Imagen vía iStock 

La gran mayoría de productos para sacar las manchas se activan con el calor. Usa la secadora para acelerar el proceso y eliminar las manchas. Funciona de maravilla en las alfombras.

Hornear postres 4

Hornear postres

Imagen vía iStock 

Si eres de las que les gusta hornear y decorar tus creaciones con pastillaje y azúcar, usa la secadora para sellar el dulce. Todos los chefs tienen secadoras en sus cocinas.

Advertisement

Secar las esponjas de baño 5

Secar las esponjas de baño

Imagen vía Corbis

Si quieres empacar tu esponja, guantes o estropajo pero todavía están mojados, usa la secadora para secarlos. En unos cuantos segundos los vas a tener secos y libres de moho.

Advertisement

Despolvorear el hogar 6

Despolvorear el hogar

Imagen vía iStock

Para sacar el polvo de las lámparas, muñecos de felpa o cualquier otro objeto pequeño, usa la secadora para remover las pelusas. Verás lo limpio que van a quedar las superficies.

Advertisement

Agrandar los zapatos 7

Agrandar los zapatos

Imagen vía iStock 

Cuando los zapatos de cuero te quedan muy apretados, usa la secadora para calentar el interior del cuero. Ponte unas medias gruesas y ponte los zapatos para agrandarlos.

Refrescar heridas 8

Refrescar heridas

Imagen vía Corbis

Si tu bebe se pela o tu hijo se quema o raspa las piernas, en lugar de soplar con la boca, prende el secador en frió. Veras lo rápido que el aire calma al niño.

 

Advertisement

Calentar las sábanas 9

 Calentar las sábanas

Imagen vía iStock 

Durante el invierno usa el secador para calentar las sábanas o el sofá antes de acostarte. Te vas a demorar unos segundos y vas a poder dormir con la cama calientica.

Descongelar alimentos 10

Descongelar alimentos

Imagen vía Corbis

Siempre uso la secadora para descongelar mis alimentos. Si pones la temperatura más alta te vas a demorar unos segundos y vas a poder cocinar más rápido.

 

Advertisement

Secar prendas de vestir 11

Secar prendas de vestir

Imagen vía Thinkstock 

Te quieres poner una blusa, medias veladas o panties específico pero está sucio. Si lo lavas a mano vas a poder secarlo en segundos con la secadora. Usa una temperatura alta.

 

Secar los zapatos 12

Secar los zapatos

Imagen vía iStock 

Para evitar que te de mal olor en los pies, usa la secadora para secar el interior de tus zapatos. El calor va a eliminar las bacterias que producen los hongos y la pecueca.

Advertisement

Sacar las arrugas 13

Sacar las arrugas

Imagen vía iStock 

Si tu vestido tiene unas arrugas, ponle un poquito de agua y usa la secadora para sacar las arrugas. Funciona de maravilla.

Refrescar el sudor 14

Refrescar el sudor

Imagen vía iStock

Si tienes mucho sudor en la espalda y te tienes que vestir de rapidez, usa el secador en frío para secar el sudor. Es mi truco favorito para cambiarme en el verano.