El hijo menor de Jenni Rivera nos inspira con su rutina de ejercicios y su gran motivación

Johnny Lopez hijo de jenni rivera
Juan Angel Oficial/Instagram


El hijo menor de la fallecida cantante Jenni Rivera, Juan Ángel López o Johnny como se le conoce, se confiesa adicto al gimnasio. En sus redes sociales, el cantante mostró sus recientes rutinas de entrenamiento, dejándonos boquiabiertas por la destreza y constancia que demuestra al dedicarse a cuidar su cuerpo. El joven de 18 años, quien es huérfano de padre y madre, tuvo sobrepeso  a causa de una depresión, pero lo ha ido superando y ahora practica con las pesas y ejercicios basado en cuerdas, con una pasión y entrega admirables.

Más en MamásLatinas: Las tragedias que ha vivido Johnny, el hijo menor de Jenni Rivera

Johnny nos anima a cuidarnos física y mentalmente, no solo con el ejercicio sino mediante la alimentación, compartiendo los tips que a él le han funcionado para elaborar un jugo verde que toma a diario. Esto con la finalidad de aumentar su musculatura, mejorar la digestión y sentirse lleno de energía. Inspírate con el heredero más chico de La Diva de la Banda, quien a comienzos de 2019 lanzó su carrera como cantante. Te sentirás verdaderamente mortivada con su historia de superación.

Juan Ángel López entrena duro en el gimnasio como reflejan las imágenes.

"Día de espalda y bíceps con @molivate. Fui a correr 2 millas a las 6 am para comenzar el día, luego llegué --al gimnasio-- y trabajé mis músculos. Estoy cada vez más fuerte", aseguró el joven ante sus más de 440 mil seguidores de Instagram, provocando admiración por su estilo de vida saludable.

Advertisement

Esta rutina la complementa tomando un batido verde.

"He estado prestando más atención a mi nutrición desde que comencé a hacer ejercicio", expresó Johnny. "Siento que REALMENTE estoy alimentando mis músculos, ¡así que tengo toneladas de energía y mi digestión está incluso mejorando! ¿Quién hubiera adivinado que incluir tantas verduras en mi dieta realmente haría una gran diferencia?", agregó el joven satisfecho por comenzar a ver los resultados de su entrenamiento.

Advertisement

Johnny cuenta que fue su hermana Chiquis quien lo motivó a seguir este programa.

El hijo menor de Jenni Rivera ha seguido programas de desintoxicación por 30 días. "Todavía en ese ambiente saludable y amoroso ser un #teamipartner desde que Chiquis me hizo probarlos hace un mes más o menos", dijo Johnny en mayo con el entusiasmo de quien decide ponerse en forma a conciencia.

Perder peso y entrenar fue una decisión que transformó su cuerpo y mente para mejor.

Ver esta publicación en Instagram

I don’t care what anyone says. Raising Cane’s is 🔝 Don’t @ me.

Una publicación compartida de Juan Angel (@juanangeloficial) el

Johnny padeció de sobrepeso al tener malos hábitos alimenticios. "No era el chico más activo y el hecho de que no tenía una relación saludable con la comida no ayudó. Para 2016, alcancé mi peso más pesado, 210 libras y no me sentía bien conmigo mismo...Tomé la decisión de que sí podía...al menos podría dedicar dos días a la semana para hacer ejercicio. Me acordé de que mi padre era una persona muy activa y amaba cuidar su cuerpo y me dije que debería ser de la misma manera", relata el integrante del programa de TV Los Rivera.

Advertisement

En lugar de hundirse en la depresión por quedar huérfano, Johnny eligió el camino del bienestar.

Johnny López se ha sincerado sobre las motivaciones que ha tenido para cuidarse, ya que la depresión que sufrió por perder a ambos padres muy joven puso en peligro su salud debido a que aumentó considerablemente de peso. "Quiero tomarme un minuto para decirle a todas las personas que, como yo, han perdido a sus padres, que si bien nunca es más fácil, es importante mantenerse fuerte. Vivo para enorgullecer a mis padres. Mi madre trabajó muy duro por mí como para no ser genial y mi objetivo final en la vida es que cuando llegue al cielo y abrace a mis padres nuevamente, escuche las palabras: "Hiciste bien, hijo". Es su manera de honrar la memoria de Jenni Rivera, fallecida en un accidente aéreo cuando él tenía 11 años, y Juan Manuel López al que tristemente perdió a la edad de 8 años.

Jenni Rivera debe sentirse súper orgullosa de él por todos sus logros personales.

Johnny López es ejemplo de superación y presume cómo el recuerdo de su madre sigue presente, incluso impulsándolo a seguir otra rutina saludable, como lo es tomar un galón de agua al día. Con la salud no se juega y el muchacho de Jenni, quien confesó abiertamente su homosexualidad, lo hace notorio a través de sus publicaciones.

Advertisement

Johnny recibe todo el apoyo del público en esta etapa.

Johnny López merece seguir adelante inspirando a otros a ser mejores. Su deseo de transformación se aprecia en la importancia que ha dado a su salud, su incursión en la música y la unión con sus hermanos. Pero especialmente por el gran amor que profesa a sus recordados padres, Jenni y Juan Manuel.

Topics: jenni rivera  peso  hijos de famosos  familia de jenni rivera  ejercicios  perdida de peso