Actividades acuáticas ideales para que tus hijos se diviertan este verano

Soy el tipo de mamá que adora el verano, entre otras razones, porque me encanta que mis hijas se diviertan en el agua. Sin embargo, debo reconocer que el mérito no es mío, sino de los días soleados y calurosos que convierten al mar y a las piscinas en un imán para la mayoría de los niños.

¿Tus hijos también se sienten atraídos por el agua en esta época del año? Entonces  aprovecha la oportunidad e incentívalos a ponerse en movimiento, ya sea mediante juegos o deportes acuáticos. Para hacerlo, te invito a tener en cuenta las siguientes sugerencias:

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: 5 Partes del cuerpo que NO debemos ignorar al ponernos protector solar

1. Juegos de piscina: Aunque los chicos se divierten en las piscinas por el simple hecho de estar en el agua, algunos juegos dirigidos pueden hacerlas mucho más entretenidas:

  • Carrera de barcos. Empiecen elaborando barcos de papel pero con materiales más resistentes como el cartón. Llévenlos a la piscina y realicen una carrera en la que cada jugador debe hacer llegar su barco al otro lado, mientras lo empuja solo con su aliento. Los competidores deben mantenerse a flote sin tocar el piso.
  • Baile acuático. Invita a los chicos a hacer una coreografía de su canción favorita, pero en el agua. Ganará la persona o el equipo que haga el trabajo más sincronizado, o quien haya creado los mejores pasos.
  • Atrapa pelotas. Recoge pelotas de ping pong y numerarlas del 1 al 10, así cada una tendrá una puntuación. Después lánzalas en la piscina y pídeles a los niños que atrapen tantas como puedan, para luego guardarlas en un recipiente fuera del agua. Cuando hayan recogido todas las pelotas cuenta los puntos, ¡así sabrás quien es el ganador!

Ten en cuenta la importancia de supervisar estos juegos, sobre todo si tus niños son pequeños o no saben nadar.

2. Deportes acuáticos: Si eres de las mamás que quieren fomentar en los niños la práctica deportiva sin dejar a un lado la diversión, también hay opciones. Solo recuerda que el saber nadar es un requisito indispensable para cualquiera de ellas.

  • Surf. Es un deporte que ha crecido en popularidad en los últimos años y que puede ser ideal para quienes disfrutan de la adrenalina. Aunque hay academias que ofrecen clases para niños a partir de los 4 años, algunos recomiendan ponerlo en práctica después de los 6 años.
  • Stand Up Paddlebording. Se trata de una disciplina que pueden practicar fácilmente en familia, pues no requiere tanta habilidad como otros deportes acuáticos. Consiste en remar mientras se está parado sobre una tabla. Los chicos pueden ir solos, preferiblemente a partir de los 10 años, o con sus padres, si son menores.
  • Water Polo. Si tus chicos quieren mantenerse en la onda mundialista, pero sin salir del agua, este puede ser el deporte que buscan. Además es una disciplina que tiene los beneficios de la natación y se juega con una pelota ¡y eso les encanta! Se recomienda para mayores de 8 años.

Para cualquiera de estas disciplinas, consulta con un profesional de la salud antes de inscribir a tus hijos.

Finalmente, sea cual sea la actividad elegida por tus pequeños, ¡no olvides el protector solar! Los dermatólogos recomiendan aplicarlo cada 45 minutos, sobre todo si los pequeños están mucho tiempo en el agua.

Imagen vía Thinkstock

Topics: salud infantil  salud y ejercicios  deportes