Descubre por qué un baño de vapor vaginal puede ser ¡GLORIOSO!

Por muy loco que suene, los baños de vapor vaginal, parecen estar convirtiéndose en una práctica recurrente entre las mujeres de Estados Unidos. Y aunque confieso que la primera vez que escuché sobre el tema me pareció completamente absurdo, ahora que lo pienso mejor, no me parece del todo descabellado.

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: Decorar o no nuestras vaginas, ése es el dilema

Y es que ¿a qué mujer no le gusta sentirse fresca allá abajito? Si no fuera así, los desodorantes y jabones vaginales nunca habrían salido al mercado. Así que ahora que se están poniendo de moda estos baños ¿por qué no probarlos?

Según reportes que se han escrito sobre el tema, vaporizar la vagina con una sustancia de hierbas medicinales puede ayudar a reducir el estrés, combatir infecciones, regular ciclos menstruales, disminuir los cólicos menstruales, balancear las hormonas y el pH, incrementar la fertilidad y hasta combatir el cáncer intrauterino, como se lee en un artículo de la revista Cosmopolitan y en el portal Pijama Surf.

Y la verdad es que con tantos beneficios ¡la idea resulta bastante tentadora! Después de todo ¿¡qué se pierde con intentarlo!? Lo mejor de todo es que, al parecer, para someterte a este tratamiento sólo tienes que cubrirte con una bata, sentarte en una silla que exhala a tu vagina el vapor de hierbas medicinal ¡y eso es todo!

Según Dara Adeeyo, escritora de la revista Cosmopolitan y quien ya vivió la experiencia, la sensación es como si alguien te soplara aire caliente allá abajito y una vez que termina el tratamiento te sientes fresca y relajada. El único inconveniente, es que el tratamiento es un poco costoso, pues una sesión de 30 minutos puede llegar a costar hasta 75 dólares. Pero todo vale la pena con tal de tener una vagina linda y saludable ¿no lo crees?

Mira aquí cómo funciona este tratamiento:

Imagen vía YouTube/The Stylish

Topics: vagina  tratamientos vaginales  spa tratamientos