Regresaron las falsas ‘Real Housewives of Orange County’

Arrancó la séptima temporada de The Real Housewives of Orange County (Bravo TV), con Vicki Gunvalson, Gretchen Rossi, Alexis Bellino, Heather Dubrow y Tamra Barney frente a la pantalla de la televisión, mostrando sus dramas reales, sus vidas reales, sus alegrías reales, sus lágrimas reales y nada me parece verdadero. Estas mujeres me parecen tan genuinas como las fotos que abundan en las revistas que muestran a una persona obesa y en la de al lado se ve a alguien musculoso –supuestamente después de tomarse unas mágicas píldoras para adelgazar- y claramente son dos personas distinas. ¡Lo siento!

Entiendo que cualquier reality show, tiene por detrás una mega producción y que lo único “real” en la televisión son las noticias que se transmiten en vivo y directo desde el centro de los acontecimientos.

Advertisement

Pero de allí, a que nos vendan como “un ama de casa real” los dramas endulcorados de estas cinco mujeres, la verdad me da alergía. Además de que no se parecen en nada a una mujer latina. No digo que nosotras seamos ni mejores, ni peores, somos diferentes. ¿Qué crees tú?

Claro que las latinas usamos botox de vez en cuando, y nos guste teñirnos el cabello, que no tratemos de hablar conservando nuestro mejor ángulo. Todas esas características son sumamente femeninas, pero a mi gusto a esta teleserie le sobra el plástico y voy más lejos, me parecen más reales las vidas de Eva Longoria, Teri Hatcher, Marcia Cross y sus demás compañeras  en  la serie Desperate Housewives (ABC) que las rubias platinadas de The Real Housewives of Orange County.  

Además, como latina no encuentro ninguna conexión con estas señoras. No lo digo porque aparezcan maquilladas y perfectas frente a las cámaras –supuestamente desde que amanecen- tal y como cualquier actriz en una telenovela, sino por la forma como se plantean los temas, el chismoseo de unas con otras. Creo -y aquí me atrevo a generalizar- que las latinas entendemos el concepto de amistad diferente. Es cierto que no somos perfectas y que de vez en cuando le metemos al chismecito, pero cuando consideramos a alguien nuestra amiga, ahí estamos para las buenas y las malas ¿o me equivoco?  Piensa las veces que te has ofrecido a recoger los hijos de una de tus amigas o cuántas lágrimas “reales” has derramado junto a una buena amiga que te hace una confidencia.

Lee más en ¿Qué más?: Gisele is a fierce Latina wife! (VIDEO)

¿Las vivencias que has tenido con tus amigas cercanas se parecen en algo a las escenas que vemos en The Real Housewives of Orange County? No lo creo. No sé a qué ama de casa se parezcan estas mujeres en la vida real. No critico a nadie y pienso que cada cual vive la vida como le parezca, siempre y cuando no le haga daño al otro. Pero me desagrada que le vendan al público que estas señoras se parecen a las mujeres que cotidianamente tenemos que ponernos el traje de ama de casa, además del de madre, profesional, amiga, pareja y ciudadana. Al menos al mí no se parecen ni a kilómetros ¿y a ti?

Imagen vía Bravo