iStock

El verano es la época más esperada del año, pero también una de las más temidas por los desastrosos efectos que tiene en la piel, el cabello y las uñas. El sol, la humedad, las piscinas, el mar y los insectos, entre otras cosas, no son amables con nuestra belleza. Afortunadamente, las abuelas nos han proporcionado un arsenal de remedios caseros para prevenir y/o combatir esta triste realidad. Y es que por ser bellas no hay que dejar de disfrutar de esta temporada deliciosa que tanta diversión y buenos recuerdos nos deja.

Más de MamásLatinas: 12 Trucos para calmar la irritación en el área bikini rápidamente

Los mosquitos no solo causan picazón, también pueden crear infecciones en la piel y reacciones alérgicas, y el sol puede provocar mucho más que bronceados poco afortunados. Hay gente que ha sufrido quemaduras de tercer grado al aire libre, y hasta ha terminado en el hospital después de un día bajo el sol sin protección.

Eso por no hablar de los dolores que dan las llagas y rozaduras en los pies por las sandalias, las manicuras y pedicuras arruinadas, o el cabello quemado y hasta verde por el mar y la piscina. Aquí tienes remedios caseros para evitar llegar a ese punto y solucionar rápido cualquiera de esos típicos problemas que causa el verano en nuestra belleza.

Las quemaduras solares son muy dolorosas. 1

Las quemaduras solares son muy dolorosas.

iStock

También pueden ser feas. Lo mejor para evitarlas es no ponerse al sol cuatro horas alrededor del mediodía. Usar sombrero y ropa adecuada. Pero si te llegas a quemar la piel, lo mejor es acudir a la botica de la abuela. Lo primero que tienes que hacer es hidratarte. Toma agua y evita la cafeína.

Advertisement

El aloe vera es una planta mágica. 2

El aloe vera es una planta mágica.

iStock

El gel de la planta de sábila es buena para muchas cosas, comenzando por la piel. Si tienes una planta en casa, o puedes comprar una penca en el supermercado, ábrela con cuidado y sácale el gel. Colócalo sobre la parte más quemada por el sol y lo que no uses guárdalo en la nevera. Permanece en buen estado hasta por tres días. Verás que te quita el ardor de inmediato.

Advertisement

Los emplastes de camomila alivian la inflamación. 3

Los emplastes de camomila alivian la inflamación.

iStock

Si se te han hinchado o irritado los ojos después de un día de mar o alberca, ponte emplastos de camomila sobre los párpados y descansa un rato. Verás como lucen claros y aliviados despues de 15 minutos.

La papaya es una fruta restauradora. 4

La papaya es una fruta restauradora.

iStock

La piel agradece un emplasto de papaya después de un día de sol. Puedes hacerla como puré, ponerla en la nevera y ponértela sobre las partes de tu cuerpo que se hayan enrojecido por el sol.

Advertisement

El vinagre de manzana ayudará a tu cabello. 5

El vinagre de manzana ayudará a tu cabello.

iStock

También a tu piel si está irritada. Coloca dos tazas y media de vinagre en una bañera con agua y te sentirás como nueva después de un día en la playa. Tu pelo quedará brillante y tu piel de seda.

Advertisement

La cúrcuma es un gran regalo que nos ha dado la naturaleza. 6

La cúrcuma es un gran regalo que nos ha dado la naturaleza.

iStock

Es el mejor desinflamante que existe. Tanto así que ya hay muchos suplementos de turmeric, como se llama en inglés. En el caso de la piel, es maravilloso para atender áreas irritadas, quemadas e inflamadas por el sol, la sal y hasta cierta ropa veraniega, como las camisetas con tiritas. Se aplica en cataplasma con una mezcla de polvo de cúrcuma y un poquito de agua.

Advertisement

Pocas personas pasan un verano sin al menos una picadura de mosquito. 7

Pocas personas pasan un verano sin al menos una picadura de mosquito.

iStock

Una mezcla de bicarbonato de sodio y agua (baking soda) hace que no se inflame.

El hielo ayuda a combatir las ronchas de los mosquitos. 8

El hielo ayuda a combatir las ronchas de los mosquitos.

iStock

Si lo pones sobre el área picada antes de que se empiece a hinchar, hará que casi no pique y desaparezca los efectos de la picadura velozmente.

Advertisement

Un baño de avena puede ser mágico. 9

Un baño de avena puede ser mágico.

iStock

Este cereal maravilloso tiene el poder de aliviar las picaduras de insectos, recuperar la piel y hacerte sentir como una reina. Vierte dos tazas de avena sobre una bañera llena de agua tibia y prepárate para salir hecha una diosa de verano.

El cabello es una de las principales víctimas del verano. 10

El cabello es una de las principales víctimas del verano.

iStock

Para protegerlo lo mejor es evitar que se exponga demasiado al sol, el mar y el agua de la piscina. Pero si no hay remedio, hazte un enjuague de vinagre de manzana y déjatelo puesto.

Advertisement

El sol y la sal pueden quemar el cabello de la peor forma. 11

El sol y la sal pueden quemar el cabello de la peor forma.

iStock

Si llevarlo recogido en el mar no va con tu look, aplícate en las puntas un poquito de tu acondicionador favorito y déjatelo puesto para protegerlas.

La piel de los labios es muy delicada. 12

La piel de los labios es muy delicada.

iStock

Durante el verano se puede quemar y resquebrajar. Si te sucede, aplícate puré de tomate, de papaya o gel de aloe vera. Durante la noche, ayuda que te pongas una capita de aceite de coco, pero asegúrate de quitártela antes de volver a exponerte al sol.

Advertisement

La necesaria depilación para el verano puede causar serias irritaciones. 13

La necesaria depilación para el verano puede causar serias irritaciones.

iStock

Para reducir el tamaño de los poros después de una depilación, aplícate compresas de manzanilla o miel de abeja local. Verás que se calman y tu piel quedará lista para ser exhibida en público.

El cloro de las piscinas no es amigo del cabello. 14

El cloro de las piscinas no es amigo del cabello.

iStock

A todas nos lo deja como una escoba y a las rubias hasta se lo puede poner verde. Asegúrate de enjuagartelo bien después de meterte en la alberca y darle un tratamiento con aceite de coco o aceite de oliva en la noche.

Advertisement

La pedicure y la playa no se llevan bien. 15

La pedicure y la playa no se llevan bien.

iStock

La arena es abrasiva y puede arrancarte el esmalte, por lo que lo mejor es aplicarte unas capas de brillo antes de ir al mar. También es recomendable no llevar las uñas muy largas e incluso usar solo un esmalte claro o color carne.

La piel de los pies se pone dura en el verano. 16

La piel de los pies se pone dura en el verano.

iStock

Para evitar que se acumulen las callosidades, date una pasada vigorosa con piedra pomez u otro instrumento para exfoliar los pies. Luego úntate aceite de coco, ponte medias y déjatelo toda la noche. Te vana quedar como los de los bebés.

Advertisement

El calzado del verano puede acabar con los pies. 17

El calzado del verano puede acabar con los pies.

iStock

Miel de abeja local es un remedio increíble para aliviar el dolor de las ampollas. 

El verano es la época de manicures dañadas con alta velocidad. 18

El verano es la época de manicures dañadas con alta velocidad.

iStock

Para proteger el esmalte, colócate una capa extra de brillo todos los días. al igual que con la pedicure, usa colores claros. Para tener manos lindas si decides dejar tus uñas al natural para evitar esta preocupación, date masajes con aceite de coco sobre las uñas y cutículas después de un día bajo el sol.

Advertisement

Una buena hidratación es esencial para estar bella en el verano. 19

Una buena hidratación es esencial para estar bella en el verano.

iStock

Por mucho que hagas en lo externo, no hay que olvidar que la piel es un órgano del cuerpo, de hecho es el más grande, y el cuerpo es un organismo interconectado. Lo mejor que puedes hacer para estar hermosa es no deshidratarte, comer bien y dormir las horas necesarias.

Así que prepárate para disfrutar y no sufrir el verano. 20

Así que prepárate para disfrutar y no sufrir el verano.

iStock

Los remedios caseros son esenciales para que te mantegas bella y sin incomodidades. Lo ideal es que te mantengas bien surtida de los ingredientes como la avena, la miel, la camomila y la sábila, y estés lista para solucionar con rapidez cualquiera de estos incómodos problemillas.