No podemos negar que los remedios caseros son los mejores amigos de una mujer. Aparte de económicos, son fáciles de aplicar y, más importante, efectivos. Acá te muestro diez ingredientes naturales que nunca, pero nunca, deben faltar en tu rutina de belleza. ¡Te cambiarán la vida!

Lee más en ¿Qué más?: Batido para curar el acné y aclarar tu piel

Así seas una principiante en esto de los menjurjes caseros, déjame decirte que solos o acompañados, estos ingredientes hacen maravillas por ti.  ¿Quién diría que tu cocina guarda el secreto de la eterna juventud?

Imagen vía Corbis Images

Aceite de oliva 1

Aceite de oliva

Imagen vía Corbis Images

Llámalo milagroso, porque lo es. El aceite de oliva es ideal para cualquier mujer, nutriendo al máximo y suavizando hasta la más terrible resequedad. Te recomiendo que se lo agregues a cualquier mascarilla o exfoliante casero.

Advertisement

Avena 2

Avena

Imagen vía Corbis Images

Como exfoliante o como mascarilla facial, la avena es perfecta para blanquear, suavizar y calmar la sensibilidad en todo tipo de piel.

Advertisement

Azúcar morena 3

Azúcar morena

Imagen vía Corbis Images

¡No te la comas! Mejor, úsala en tu rutina de belleza si quieres deshacerte de las resequedades. Además de retirar las células muertas, el azúcar morena también ayuda a combatir los vellos enterrados.

Tomates 4

Tomates

Imagen vía Corbis Images

Debo confesar que el tomate no es de mis favoritos… pero nunca falta en mi casa. ¡Y es que sus componentes son mágicos para devolverle la suavidad y el brillo al pelo y secar las espinillas! Todo un ganador para mí.

Advertisement

Coco 5

Coco

Imagen vía Corbis Images

En cualquiera de sus versiones, el coco es el secreto no tan secreto para una piel y un cabello espectacular. Así lo uso yo: pulpa de coco en el pelo, rallado en el rostro como exfoliante y el aceite como crema corporal. ¡Te encantarán los resultados!

Advertisement

Cáscara de banana 6

Cáscara de banana

Imagen vía Corbis Images

Aunque el fruto en sí sea maravilloso en mascarillas, es en la cáscara donde está su secreto. La “piel” de la banana guarda unas enzimas capaces de curar hasta el acné más pesado. Si sufres de erupciones, más vale que pases la conchita por todo tu rostro un par de veces a la semana.

Advertisement

Fresas 7

Fresas

Imagen vía Corbis Images

Tómalo como un peeling de la naturaleza: las semillitas y la vitamina C propia de las fresas ayudan a renovar la piel, combatir las arrugas prematuras y recuperar la lozanía perdida.

Aguacate 8

Aguacate

Imagen vía Corbis Images

Tu abuelita tenía razón. El aguacate, con sus potentes grasas buenas, restaura la fibra del cabello dañado y lo suaviza al extremo. ¿Resultado? Un pelo abundante, sedoso y con un brillo que impacta a distancia.

Advertisement

Papas 9

Papas

Imagen vía Corbis Images

Nuevas mamás y mujeres ocupadas, les tengo la solución a sus problemas. Pedazos de papa cruda o papa rallada ayudan a combatir las señales de cansancio en el rostro, devolviéndole la lozanía y refrescando cada centímetro de piel. ¡Mejor si las usas frías!

Huevo 10

Huevo

Imagen vía Corbis Images

La clara de huevo, al igual que las uvas, te da un lift instantáneo. Es decir, rellenan las arrugas para que tengas un rostro liso y libre del paso de la edad. Pero claro, no es permanente. Pon en práctica este truco si tienes un evento o una sesión de fotos importante. ¡Te impactarán los resultados!