Las uñas frágiles son comunes en las mujeres de mi familia y dada esta pasión mía por escribir tecleando más los maltratos de las labores del hogar, mis manos por mucho tiempo parecieron las de alguien sometido a trabajos forzados.

Mis uñas se quebraban a menudo. No sólo ese quiebre horizontal que da más rabia que molestias, sino también grietas verticales, que dan la impresión de que la uña se parte en dos. Rupturas a nivel de la carne, que llevan días en sanar. En pocas palabras: un desastre.

Felizmente, hace poco tiempo conocí a una señora amante de los productos naturales y me dio muchos consejos que le cambiaron la salud y el aspecto a mis uñas. Te los comparto.

Lee más en ¿Qué más?: 5 Infalibles trucos de maquillaje para esconder las arrugas

Imagen vía Thinkstock   

No te las dejes muy largas 1

No te las dejes muy largas

Imagen via Thinkstock

Las uñas mientras más largas más tienden a romperse, así que si las tuyas son frágiles o trabajas con las manos, lo mejor es que las lleves relativamente cortas, las de la foto tienen un largo ideal. 

Advertisement

Hazte masajes con aceite de oliva 2

Hazte masajes con aceite de oliva

Imagen via Thinkstock

El aceite de oliva es un humectante natural que protegerá a tus uñas de los rigores del cambio de clima en el otoño e invierno. Si puedes pon las uñas en remojo durante 15 minutos en aceite de oliva, al menos una vez a la semana. Si no, date unos masajitos en las noches.

Advertisement

Consume vitaminas y proteínas 3

Consume vitaminas y proteínas

Imagen vía Thinkstock

A nadie le gusta tener las uñas quebradizas y para evitar eso hay que consumir alimentos con proteínas y vitamina E. Las carnes finas son buenas para tener las uñas fuertes y bellas.

Esmaltes de colores fuertes 4

Esmaltes de colores fuertes

Imagen via Thinkstock

Por alguna razón, que estoy segura que la ciencia sabe explicar pero que yo desconozco, las uñas pintadas de colores fuertes tienden a sufrir menos. Mi teoría es que nosotras las cuidamos mejor porque las notamos más. 

Advertisement

Hazte la manicure a menudo 5

Hazte la manicure a menudo

Imagen via Thinkstock

Aunque las uñas son tejidos muertos, sufren cuando las dejas cubiertas demasiado tiempo con el mismo esmalte. Despíntalelas al menos una vez a la semana y déjalas respirar al menos 12 horas. Esa noche es la perfecta para el tratamiento con el aceite de oliva.

Advertisement

Uñas artificiales 6

Uñas artificiales

Imagen via Thinkstock

Diversos dermatólogos recomiendan colocarse uñas de gel cuando las propias están delicadas. Sin embargo, es importante recordar que sólo deben ser despegadas por un profesional, porque sino dañamos las nuestras mucho más.

Advertisement

Remedio casero con ajo, cebolla y pepino 7

Remedio casero con ajo, cebolla y pepino

 Imagen vía Thinkstock

Aunque a muchas mujeres no les gusta este remedio casero por el fuerte olor que deja el ajo. Dicen que es uno de los mejores para endurecer las uñas. 

Usa guantes 8

Usa guantes

Imagen via Thinkstock

Esto hasta te puede parecer obvio, pero nunca está de más. Colócate guantes cuando vas a hacer algo con productos abrasivos, como los de la limpieza. No sólo estarás protegiendo tus uñas, sino todo tu cuerpo. Acuérdate que la piel es un órgano poroso. Todos los químicos que tocas terminan en tu sangre.

Advertisement

Hierro, hierro y más hierro 9

Hierro, hierro y más hierro

Imagen vía Corbis

Comételas crudas, cocidas, en jugo o de cualquier forma pero cómelas a montones. Las espinacas son muy ricas en folato y esa forma de la vitamina B es perfecta para la salud de las uñas. El alto contenido de hierro en las espinacas hará que las uñas no se vuelvan quebradizas y también las protegerá de las manchas y los hongos.

Cuidado con la lima 10

Cuidado con la lima