Cinco trucos caseros para que tengas unas cejas de alfombra roja

Muchos dicen que los ojos son el espejo del alma, y las cejas son el marco de ese espejo, por eso es tan importante que las llevemos en el estilo que más nos favorece y las tengamos en perfecto estado. Un maquillaje perfecto no luce igual si las cejas no están impecables, unas cejas con la forma equivocada nos pueden hacer ver mayores o darnos una expresión de constante sorpresa. Aquí te cuento cinco trucos que recopilamos de las principales especialistas en cejas de Los Ángeles y Nueva York. A ver qué te parecen:

Advertisement

1.-Escoje bien tus herramientas. De nada sirve tener el mejor plan si luego no tenemos cómo ejecutarlo. Busca una pinza que tenga la punta un poco inclinada. La caja suele decir slant tip. Este tipo de puntas te permiten agarrar los pelitos más finos, sin que te pellizques la piel. Si usas cera casera, fíjate bien que sea hecha con productos naturales y que traiga el esténcil dentro de la caja. Para afeitarte las cejas, lo mejor es comprar un paquete con varias afeitadoras pequeñas, mantenerlas fuera del baño (para evitar que se oxiden con la humedad) y usar una nueva cada semana.  

Lee más en ¿Qué más?: Luce como una estrella de Hollywood con este peinado clásico y glamoroso (VÍDEO EXCLUSIVO)

 2.- No sufras en vano. Cuida tus cejas justo después de bañarte. El agua caliente ablanda los folículos y abre los poros, lo que hace que los pelos salgan más fácilmente. Para reducir el dolor incluso más, puedes ponerte las cremas que venden en las farmacias para aliviar el dolor de los dientes, especialmente en los bebés. Busca la más fuerte. Si te las sacas con cera, colócate la crema unos minutos antes y cuando sientas una especie de tensión en piel, quítate los restos de la crema antes de aplicar la cera. Si te las afeitas, ponte en las cejas acondicionador de cabello. Ayuda a cometer menos errores y a que la hojilla se deslice con mayor facilidad.

3.-Determina cuál es la mejor forma para tu cara. Para empezar no uses esos espejos magnificadores, que hacen creer que hay más pelos de los que son y te pueden llevar a que te saques demasiados. Usa un espejo normal  en un espacio bien iluminado. La luz natural es la mejor. Para determinar dónde deben de comenzar y terminar tus cejas, usa un lápiz como guía. Tus cejas deben comenzar justo arriba de tu lagrimal, subir dónde termina tu iris del lado de afuera de la cara, y terminar a 45 grados de la esquina de afuera de tu ojo. Pinta con un lápiz de cejas esta ruta y el grosor que quieres que tengan tus cejas y sólo elimina los vellos que no estén pintados.

4.-Reduce el enrojecimiento y la hinchazón. Inmediatamente después de sacarte las cejas, pásales por encima un cubito de hielo, sécatelas con cuidado y colócale una crema de cortisona, de las que venden hasta en el supermercado, si te las depilaste con pinza o cera. Si te las afeitaste, aplícate un pañito con el agua más caliente que aguantes, para cerrar los poros, y ponte una loción astringente.

5.-Los últimos toques. Para que las cejas te luzcan como las de toda una diva, péinalas hacia arriba al inicio del arco, el área más cerca de la nariz, y el resto hacia el final del ojo. Si hay espacios que quedaron más o menos vacíos, ya sea por un error tuyo o la forma en que crecen tus cejas, puedes rellenarlos con un lápiz de cejas. Las castañas debemos usar un lápiz que sea uno o dos tonos más claros que nuestro color de cabellos. Las rubias por tonos dorados. Las pelirrojas deben escoger un color marrón con tonos rojizos, que se acerque al terracota. Recuerda que si te tiñes el cabello, las cejas deben tener un color parecido al de tu pelo.

¿Quieres encontrar a otras mamás como tú? ¡Sigue a MamásLatinas en Facebook!

Imagen vía Storymary/Flickr

Topics: cabello/ pel  belleza  consejos de bellez  secretos de belleza  tips de belleza  trucos de belleza